NOTICIAS DE NUESTRA BODEGA


itinerario-gourmet-irouleguy

De picnic por el valle

13/05/2019

No he sabido elegir.

 

Salgo de LA BODEGA DE IROULEGUY en Saint Etienne de Baigorry dónde acabo de comprar unas botellas de vino rosado. La verdad es que me han aconsejado muy bien. Martine, Eki y Peio me han presentado todas las características de los vinos que quería catar.

 

Salgo pues con un « Kattalingorri », la mariquita, un vino rosado ecológico, con un precioso color rubí. Vino suave que presenta aromas frescos, aterciopelado con un punto de acidez muy equilibrado que me recuerda a los caramelos arlequín de mi infancia.

 

Y algunos « Mignaberry » que vienen a completar mi selección. Se trata de un rosado seco, de color rosa asalmonado y brillante, vino tierno y sabroso donde los aromas de fruta se unen a unas notas florales elegantes. Es un vino con relieve.  

 

?Se me hace ya la boca agua!

 

Pero el tiempo vuela, me están esperando y aun me queda comprar algunas cosas para que todo sea perfecto.

 

Aprovechando que estoy en Saint Etienne de Baigorry, paso a la chocolatería artesana LAIA a comprar algo dulce. Olivier Casenave trabaja los granos de cacao para sublimar su chocolate. Sé que privilegia la calidad a la cantidad. Siempre me encanta lo que tiene, los golosos van a estar servidos. Nada comparable a acabar una buena comida con una caja de bombones de chocolate con praliné y ganacha que son mis preferidos, he de confesar.

 

Después, cojo el coche y me voy a Macaye un poco más al norte. Qué bonitas son estas carreteras. Es un verdadero placer ir hasta la quesería ONETIK. Situada en medio de la zona de ordeño de ovejas, vacas y cabras, su elaboración tradicional asegura unos quesos gustosos, agradables y bien afinados. Tras muchas dudas… y habiendo probado cantidad de quesos, me decido por uno entero de oveja.

 

De vuelta, me paro unos minutos en la granja ancestral ARNABAR. Situada entre Baigorry y Saint Jean Pied de Port, tiene mucha fama ya que trabajan en la tradición que se transmite de generación en generación. Compro un foie-gras sabroso y fino, un pato confitado y por supuesto, axoa (carne de ternera guisada). Añado un paté realizado con cerdo Manex. Picante, irresistible.  

 

Por último, me acerco a Banca. Michel Goicoechea y su familia tienen la piscifactoría BANKA. Construida a raíz de una intuición y alimentada por el rio Arpea junto a un caserío del siglo XVII, en ella se encuentran las mejores truchas de la región. Es una trucha fina, fruto de la pasión de toda una familia y de sus amigos, siempre presentes. Para los amantes de pescado, me llevo trucha ahumada y un paté de trucha que comeremos con un buen pan.

 

Ay, el pan, se me estaba olvidando el pan.

 

Rápidamente regreso a Baigorry, a la panadería de Ramuntxo IRASTORZA, panaderos desde hace tres generaciones que han obtenido el premio a la mejor barra de pan del País Vasco. Compro unas cuantas barras, crujientes y sabrosas.

 

Y ya estoy lista.

 

Por fin llego a Irouleguy, casi puntual.

 

Subo por un camino de tierra y veo aparecer frente a mí, el viñedo de Irouleguy acariciado por el sol. Este sitio siempre me emociona, cada vez un poco más.

 

Encuentro a mis amigos. Están todos. Me esperan sentados en un murete de la capilla del siglo XII que domina el valle.

 

Como siempre reina un buen ambiente. Es tiempo de pasar un buen momento juntos, de compartir. Es un momento perfecto.

El abuso de alcohol es peligroso para la salud, le recomendamos lo consuman con moderación.